"Se viaja para cambiar de ideas, no de lugar"

on domingo, 24 de abril de 2016
"Se viaja para cambiar de ideas, no de lugar"
Autor Anónimo.

No es necesario tener nuevos paisajes, es necesario tener nuevas miradas. Podemos viajar mucho pero si continuamos con las mismas miradas veremos siempre lo mismo. El problema es que quien tiene un martillo en la mano, ve todo lo que se le presenta como un clavo. Debemos dejar a un lado creencias y paradigmas que limitan la forma en que observamos nuevos lugares, personas y eventos. Viajemos con la mente abierta y receptiva a nuevas ideas.

Hay quienes viajan para hacer lo mismo en los lugares que visitan o donde incluso llegan a instalarse de manera provisional o hasta definitiva. Un viejo refrán hace referencia que “donde fueres, haz lo que vieres”. Si bien es cierto que debemos, en mi personal opinión, conservar nuestras raíces y sanos valores, no se trata de instalarnos – en un nuevo lugar - con nuestras mismas miradas, creencias y paradigmas, porque para ello, nos hubiéramos quedado en nuestro lugar de origen.

La diferencia entre turista y emigrante, es válida para ejemplificar. Ambos individuos conocen el mismo lugar, pero vacacionar y residir son dos realidades y experiencias totalmente distintas, que podríamos asociar con las diferencias existentes entre el noviazgo y el matrimonio, o entre la vida universitaria y la vida profesional; alguien  - de forma más agria – hizo referencia a la diferencia entre al cielo y el infierno.  

El político de Singapur Alex Tan, comentó que “Tal vez nuestros ojos deben ser lavados por las lágrimas para que podamos ver la vida con una visión más clara”. A veces hace falta derramar algunas lágrimas para aceptar cambios o nuevas ideas.

Una historia refiere a una persona que todo el tiempo criticaba las sábanas curtidas o mal lavadas de su vecina, las cuales veía secar en el patio. Un día las vio, por primera vez, blancas. La razón era que acababan de limpiar los vidrios de sus ventanas de su casa. Lo sucio era el vidrio, no las sabanas. Algunas veces debemos limpiar nuestra mente, corazón y espíritu para poder ver y sentir distinto.

Viajemos para vivir nuevas experiencias, crecer y traer nuevas ideas que beneficien a todos.


Miguel A. Terán
Psicología, filosofía y coaching.

Twitter: @MiguelATeranO
Nota: imagen extraída de la web


Referencias: Tomadas de Wikipedia + RAE (Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española

0 comments :

Publicar un comentario