REFLEXIÓN DEL DÍA (Miércoles 18 de Febrero de 2015)‏

on martes, 17 de febrero de 2015
“Es un gran error creerse más de lo que uno es, o menos de lo que uno vale”.
Johann Wolfgang von Goethe (1749-1832) Poeta, novelista, dramaturgo y científico alemán.

REFLEXIÓN: La idea es conocernos mejor para evaluarnos en la justa medida, ni con excesos ni con defectos. Un sencillo concepto de autoestima la define como la percepción evaluativa de sí mismo. En palabras del psicólogo canadiense, experto en autoestima, Nathaniel Branden “La autoestima es la reputación que tenemos de nosotros mismos”.   
Considerar que a través de una exagerada auto-valoración, estamos demostrando alta estima personal, es un error. La autoestima debe ser un reflejo de la realidad, no de fantasías, negaciones ni de nuestra subjetiva percepción. 
Nos respetamos a nosotros mismos cuando somos íntegros y demostramos con palabras y hechos respeto por los demás. Ser competente tiene que ver con resultados, no con interpretaciones. Tiene que ver con nuestra capacidad de recuperarnos de las consecuencias de nuestros errores y salir fortalecidos de las mismas. 
No lograremos nada creyéndonos más de lo que en realidad somos, para luego fracasar al intentar luchar con los problemas y circunstancias de la vida o del trabajo,  que son los que realmente ponen a prueba nuestra valía.  “Las personas con alta autoestima no necesitan sentirse superiores a los demás, no necesitan compararse con los demás. Su alegría radica en quienes son y no en tratar de ser mejor que los demás”, afirma el referido especialista Nathaniel Branden. 
En el otro extremo, tampoco lograremos nada creyéndonos menos de lo que en realidad somos. Es difícil que se nos valore si nosotros mismos no lo hacemos.  De todas las críticas que pasamos en nuestra vida, ninguna es tan importante como la que nos otorgamos a nosotros mismos, refería el mismo Nathaniel Branden. “Nadie puede herirte sin tu consentimiento”, expresaba quien fue Primera Dama estadounidense  y una líder del siglo XX, Eleanor Roosevelt. 
El filósofo, matemático y escritor británico Bertrand Russell, Premio Nobel de Literatura (1950) consideraba que “Nadie debería creerse perfecto, ni preocuparse demasiado por el hecho de no serlo”. En todo caso, siempre son válidas las palabras del mismo Goethe, cuando dijo “Lo importante no es donde estamos, sino en que camino vamos”. Podemos estar arriba y venir en franca caída; así como podemos estar abajo e ir ascendiendo con paso firme y seguro. Parafraseando a Albert Einstein, hagamos esfuerzos por volvernos personas de valor y no solo personas de éxito. 
El humanista, filósofo y pedagogo español, Juan Luis Vives, recomendaba “En lo que nos toque ser en la vida hay que tratar de ser el mejor, pero jamás creerse el mejor”. Evitemos creernos más de lo que realmente somos, ni valorarnos menos de lo que realmente valemos, busquemos la justa medida.

Miguel A. Terán
Twitter: @MiguelATeranO
Nota: imagen extraída de la web
Referencias: Tomadas de Wikipedia.

Si te ha gustado esta reflexión, DALE ME GUSTA (LIKE) en las redes  y COMPÁRTELA. Un buen mensaje toma valor y fuerza en la medida que se transmite a mayor número de personas. Si cada uno de nosotros reflexiona y cambia para mejor, todo cambiará para mejor.


“Sueña, vive, reflexiona, aprende, ayuda y ora”.

0 comments :

Publicar un comentario