REFLEXION MIERCOLES 14 DE MAYO DE 2014

on martes, 13 de mayo de 2014
“La vida no es estabilidad es saber andar en equilibrio”.
Autor Anónimo.
REFLEXIÓN: Esperar una vida perfectamente estable parece imposible, lo que sí es viable – no sin esfuerzo - es transitar la vida buscando siempre el sano equilibrio. Para poder vivir en paz y felices requerimos equilibrar diferentes aspectos externos armonizándolos con nuestro cuerpo, mente, corazón y espíritu.  Nos recordaba Gandhi que la felicidad  se alcanza cuando lo que uno piensa, lo que uno dice y lo que uno hace están en armonía.
Vivimos en un entorno social que nos exige, a todos y cada uno, buscar la necesaria armonía y equilibrio entre la satisfacción de nuestras necesidades y las de nuestro prójimo, para poder convivir en paz.  Decía Arturo Umberto Illia, quien fue presidente de la Argentina (1963-1966) que: “La estabilidad y el progreso de la sociedad dependen en grado decisivo de la calidad humana de sus componentes”.
Nos quejamos de que la vida no es justa, y eso parece ser una realidad que no podemos explicar, pero que si llega a amargarnos y frustrarnos. Como todo, la justicia tiene puntos de vista, por ello alguien expresó que lo que consideramos justicia es, con mucha frecuencia, una injusticia cometida en nuestro favor. La búsqueda de estabilidad, de querer estar bien con Dios y con el diablo, nos lleva a pensar por un lado, hablar por otro y hacer por otro lado, totalmente fuera de equilibrio y armonía.
Continuamente buscamos la anhelada estabilidad en lo económico, afectivo o emocional, familiar, social, etcétera, sin poder alcanzarla, o por lo menos no de manera estable ni permanente, porque nos hemos negado a comprender que en realidad está dentro de nosotros. Por ello, es necesario encontrar tranquilidad interior para poder alcanzar nuestro equilibrio.
Levantar la cabeza, recuperar nuestro propósito, considerar al prójimo y expresar nuestras propias palabras, evitando los extremos que impiden ver otras perspectivas y puntos de vista, permitirá equilibrar nuestro transitar por la vida.
 ¡Feliz Día!

 Miguel A. Terán

0 comments :

Publicar un comentario